DEPORTES 

El ciclismo voló por lo alto en Urabá

Vientos de paz para 190 ciclistas y toda una región que se mostró ante el país.

Al otro lado de la vía que conduce a Punta de Las Vacas en Turbo, en Playa Dulce, una barcaza de la Armada Nacional, contrastaba imponente con los domos de la sofisticada flotilla de carros que trajeron las empresas patrocinadoras de la versión 56 del Clásico R.C.N.

Congregados en las carpas de Postobón, se acamparon los dirigentes locales, Baltazar Medina del Comité Olímpico Colombiano, la Directora de Coldeportes, y demás directivos departamentales.

En el centro recreativo Bloo Mon, los ciclistas y entrenadores, estaban concentrados, mientras esperaban la largada para la presentación que en grupos de a 10, lucían el uniforme con la marca de los patrocinadores.” Miren la suavidad de los tenis que parecen de seda”, exclamaba un visitante.

La fiesta del ciclismo inició desde que Urabá fue escogido como centro. Pero detrás de todo ese entusiasmo, no se puede dejar de reconocer en Johon Bernardo Ochoa al dirigente que por encima de todas las vicisitudes, le puso todo el entusiasmo para convencer al sector público y privado de Urabá.

La presentación

En medio de un radiante sol, fueron presentados cada uno de los equipos, en tanto que el presentador hacía una corta reseña del patrocinador, la procedencia y los éxitos de algún corredor.

La largada

Desde el Parque Gonzalo Mejía el certámen arrancó a las 9:15 a.m y en su primera jornada pasó por Necoclí, Turbo, Apartadó, Carepa, y llegó al Parque Infantil en Apartadó hacia las 12: 30 de la mañana donde recorrieron 147.7 km.3

Jaime Alberto Castañeda y adscrito al grupo Movistar, fue el único ciclista que participó por Urabá en esta categoría. Nació en Chigorodó en 1986, y la aficiòn se la debe a su padre que siendo ciclista, le inculcó el amor por este deporte. A los 13 años se fue a vivir a Medellín para lograr el éxito que tiene hoy: corren en las grandes ligas.

La competencia ciclística cruzó siete departamentos de la geografía nacional –Antioquia, Boyacá, Santander, César, Magadalena, Atlántico y Bolívar– y combinará la montaña con etapas llanas para esprinters con el objetivo de balancear el recorrido que tiene 1.641,3 kilómetros y nueve etapas, para un promedio de 182 km por día.

Ríos de gente

En toda la vía al mar, estuvo apostada la gente por donde pasaran los corredores, que dejaron una huella histórica en Urabá y el ejemplo de buenos deportistas. Hoy, la fiebre por el ciclismo empezó con el ciclismo para las presentes, y futuras generaciones.

2,556 total views, 1 views today

TEMAS RELACIONADOS

Leave a Comment